Flor Fernández: «Cocinar más y abandonar el delivery»

Sencilla, alegre y siempre abierta a nuevos desafíos, la referente en comida sana, habla sobre sus comienzos, cómo mejorar hábitos alimenticios y cuáles son sus recomendaciones para este invierno.

Simpática, extrovertida, y relajada a la hora de hablar con sus seguidores en redes sociales, Flor Fernández (23) con su página @TheHealthyBlogger, ya se convirtió en una de las referentes más fuertes de la cocina sana y supo ganarse el corazón de las generaciones más jóvenes. Sus recetas se alejan de los clásicos platos light e invitan a mejorar los hábitos alimenticios con opciones variadas, ricas y, sobre todo, fáciles de hacer: desde un risotto de hongos y quinoa, tartas de puerro y calabaza,  y hasta pancakes frutales.

Amor a primera vista – Su pasión por la gastronomía nació cuando era muy pequeña, de la mano de su abuelo y su padre, ambos panaderos. Desde que tiene memoria, está acostumbrada al ajetreo que se vive en un restaurante, y a mezclar y probar nuevos ingredientes.

Pero fue recién en 2014, donde sus sueños gastronómicos empezaron a concretarse: ese año, luego de hacer un intercambio en Londres, llegó a Buenos Aires con diez kilos de más. Lejos de deprimirse, empezó una dieta y abrió una cuenta de Instagram para compartir cada uno de sus tips y recetas saludables. Fue un acompañamiento que le sirvió para motivarse a sí misma y también a otros.

El canal fue creciendo a pasos agigantados y hoy ya cuenta con más de 265 mil seguidores. Uno de sus logros profesionales más recientes fue la publicación de su primer libro, este año: «The Healthy Book», que tiene más de 100 recetas saludables.

-Cuando comenzaste con The Healthy Blogger, ¿te imaginabas tu presente profesional actual (con miles de personas que siguen tus consejos y recetas y hasta un libro)?

No, para nada. Y creo que eso es lo más lindo. Que fue algo genuino y honesto. Nunca creí poder lograr todo lo que hice.

Flor Fernández 1

 -Siempre contás que tu amor por la gastronomía nació desde que eras muy chiquita ¿Qué es lo que más te gusta de la cocina?

Me desconecto a full. Se me pueden pasar las horas cocinando que no me doy cuenta. Es terapéutico. ¡Me encanta!

 -¿En qué te inspirás a la hora de armar tus recetas?

Leo e indago mucho en busca de inspiración. Después me voy a la cocina y empiezo a probar y ver que sale. También me gusta ir a la verdulería y voy viendo, según lo que se consigue, qué es lo que se me ocurre cocinar. Que me tienta ese día.

 -Hoy en día, con tanta información corriendo en las redes sociales ¿qué creés que te diferencia de los demás, a nivel gastronómico y como referente de la cocina saludable?

Primero que nada, que estudié gastronomía, soy cocinera y también mamé el rubro desde que tengo uso de razón. Creo que eso me diferencia bastante del resto. Abuelo panadero y padre gastronómico, las influencias son inevitables. Estar en la cocina de un restaurante, ver la locura del despacho, para mí, es algo de todos los días.

Flor Fernández 7

 -¿Por qué creés que cada vez hay una mayor conciencia sobre la buena alimentación en general?

Cada vez hay más alcance a la información y eso esta buenísimo. Hay mucha gente que se encuentra con intolerancias o alergias, algunos valores fuera de lo normal como el colesterol por ejemplo. Entonces se pone a investigar, a cuestionar y consultar. En ese trayecto se choca con una cuestión de todos los días: la alimentación. Y en el afán de curarse o mejorar ciertos aspectos, encuentra en algunos casos, que la solución es modificando ciertos hábitos alimenticios. Mejorando las comidas de cada día, dejando algunas opciones de lado e incorporando otras. Además, cada vez hay más opciones saludables al alcance de varios. Eso también influye.

 -¿Qué le recomendarías a una persona que quiere empezar a comer más sano? ¿Por dónde se empieza?

Primero, lo ideal es consultar con un profesional para que te guíe. Segundo, creo que el cambio está en uno y lo que hay que hacer es tratar de detectar lo que uno cree que está haciendo mal y tratar de modificar de a poco esos hábitos. Cocinar más y abandonar el delivery, dejar de comprar productos procesados, comer más natural, más verduras y frutas, comer en horario y no saltear comidas.

 -¿Cuáles son tus recomendaciones saludables para este invierno, siendo que suele ser una estación donde los platos son más pesados?

En invierno uno busca confort en la comida. Que sean platos calentitos y saciadores. La ensalada la dejamos de lado hasta la primavera. Pero eso no es excusa para dejar de comer sano. Podemos optar por sopas, guisos con ingredientes más saludables y muchos vegetales, budines salados, vegetales al horno, carnes magras y legumbres.

-Por último, para vos ¿qué significa ese momento de sentarse a la mesa?

Desconectarme de todo y disfrutar de mi comida.

 

Créditos de las fotos: Flor Fernández